Mobirise

La Fundación de Estudios Geopolíticos Dr. Antonio Parra Velasco, inicia su actividad institucional el 5 de Julio de 1991, bajo la égida de Nuestro Egregio Patrono; junto a una pléyade de personajes de gran prestancia Cívica y Patriótica, la mayoría de ellos, Ex – Alumnos del Dr. Antonio Parra Velasco en las aulas de la Histórica Facultad de Jurisprudencia de la Universidad de Guayaquil; al igual que en el Instituto de Diplomacia y Ciencias Internacionales del Alma Mater Guayaquileña.
Nuestra Misión
Como eje fundamental del accionar institucional, tenemos tres propósitos que marcan Nuestra Misión:
1.- Promover el Civismo y el Amor a la Patria entre la Juventud Estudiosa de Guayaquil.
2.- Defensa de la Soberanía y Heredad Territorial de Nuestra Patria.
3.- Y un accionar permanente para lograr la integración geopolítica de la Patria Ecuatoriana; con el fin de que el Ecuador se fortalezca internamente; y luego promueva la unidad de la América Hispana. 

“La Doctrina de la Solidaridad Obligada de los Estados” o también llamada “Doctrina Parra”; expuesta por el Dr. Antonio Parra Velasco en la Conferencia Interamericana celebrada en Uruguay – Montevideo entre el 17 y el 22 de diciembre de 1933; es el marco referencial de Nuestra Visión Institucional, porque en ella se sintetiza el pensamiento de acción integracionista y Bolivarianista de Nuestro Patrono.

Reactualizar el pensamiento del Libertador Simón Bolívar, a fin de lograr la creación de una Patria Nueva esperanza del Mundo; tal y como lo proclamara el Dr. Antonio Parra Velasco en su Himno Hispanoamericano.

Esa Patria Nueva Hispanoamericana, es una realidad indiscutible y por ello; los Hispanoamericanos debemos aunar esfuerzos por mantenerla, precautelarla y engrandecerla.

La visión de Nuestra Fundación radica en el hecho de mantener vigente los postulados de la Doctrina Parra, con el fin de mantener incólume el legado de unidad que debe primar entre los pueblos Hispanoamericanos; los cuales se encuentran hermanados por una misma Historia, un mismo origen étnico al igual que una misma raíz cultural. 

El Siglo actual es de muchos cambios y retos; los cuales no son ajenos al propósito de Nuestra Fundación.

En el presente Siglo, continuamos cada día actualizando Nuestro Ideario, Misión y Objetivos a los cambios que trae consigo la realidad actual.

Nuestra Institución en los actuales tiempos, cada día se fortalece; cada día encuentra mayor espacio dentro de la Sociedad Ecuatoriana; al igual que se proyecta a grandes pasos en la realidad Hispanoamericana del Siglo XXI.

Con firmeza, hemos permanecido durante 27 años en cumplimiento de Nuestros Grandes Objetivos; y de esta manera contribuimos al engrandecimiento de la Patria Ecuatoriana.

Dr. Alberto Lucero Avilés
Presidente
Fundación de Estudios Geopolíticos
“Dr. Antonio Parra Velasco” 

Un grupo de personas estudiosas de los temas internacionales que interesan a el Ecuador, crearon una Fundación de Estudios y Análisis geopolíticos y estratégicos, a la que pusieron el nombre de mi padre.

La finalidad de la fundación, como su nombre lo indica, y como sus estudios lo indican, es la “promoción del estudio, la investigación y el desarrollo de la Estrategia Nacional y de las tendencias geopolíticas que permitan proyectar el desarrollo de los objetivos Nacionales a fin de lograr la integración del Ecuador, creando una nueva dinámica especial mediante la construcción de una infraestructura técnica y científica, indispensables para un desarrollo económico y humano equilibrado; impulsar la investigación científica de las nuevas manifestaciones Estratégicas y Geopolíticas, para que éstas sean difundidas y utilizadas de acuerdo a la realidad Nacional en función del beneficio a los diferentes sectores productivos del País; proporcionar asesoría y consultoría de carácter científico sobre aspectos Estratégicos y Geopolíticos y realidades con el desarrollo del Ecuador; y diseñar programas de estudio e investigación sobre Estrategia y Geopolítica en Instituciones educativas, académicas y sectores productivos, tendientes a respaldar sus iniciativas e integrarlas al proceso de desarrollo nacional, entre otros.”

La Presidente actual de la Fundación es la Doctora Norma Plaza de García, que reemplazó al señor Ing. Servio Lima Paladines.

Hay una muy interesante entrevista al General Paco Moncayo, publicada en el Comercio de Quito el 2 de febrero de 1991, y un fácilmente interesante artículo del Dr. Jorge Hugo Rengel, publicado en El Universo de Guayaquil, el 16 de los mismos mes y año, que reproduzco dado su interés:

Fundación “Parra Velasco”
(Entrevista al General Paco Moncayo Gallegos)

La geopolítica y la estrategia, son áreas fundamentales de la ciencia política e instrumentos básicos para la conducción del Estado. Deben, por lo mismo, ser preocupación especialísima de estadistas, internacionalistas, estrategas y de todos los ecuatorianos preocupados por el presente y futuro del país.

El jefe de la II Zona Militar, General Paco Moncayo Gallegos, habló en la Casa de la Cultura del Guayas, en el acto solemne y emotivo de constitución de la Fundación “Dr. Antonio Parra Velasco”. Se encargará del estudio de la estrategia y la geopolítica.

El jefe castrense indicó que uno de los campos en el cual nuestro país se ha retrasado, es el de la investigación y análisis de los temas relacionados con estas dos disciplinas, casi totalmente desconocidas. Consideró que esto causa graves y penosas consecuencias para el país.

La Fundación viene a llenar un vacío enorme y a cubrir un espacio de reflexión indispensable para la buena marcha del Ecuador, añadió.

A diferencia de otros países de la propia América Latina, el Ecuador, penosamente, ha descuidado con irresponsabilidad, de la que todos debemos sentirnos culpables, el análisis geopolítico y el planteamiento estratégico.

No ha definido y peor puesto en práctica una política nacional. No se ha preocupado por el diseño y análisis de sus opciones estratégicas, ni por la creación y el fortalecimiento de su poder.

Lastimosamente, los ecuatorianos hemos vivido de espaldas a las experiencias históricas, a las derivaciones políticas de nuestras realidades geoeconómicas y geo humanas.

Por esta razón, ignorando, por voluntad o no, las enseñanzas de nuestra penosa historia que hemos visto, forzados a repetirla, caminando en el propio terreno de errores consuetudinarios con la reincidencia propia de los pueblos sin memoria.

Debe considerarse la urgente e imperiosa necesidad de una acelerada integración social que supere todo trauma racial, evite sufrimientos de racismo enfermizo que tanto daño puede hacer al país, como lo ha hecho en otras naciones. Recordó que estas acciones negativas dejan huellas de imborrable maldad.

No por ello se deja de aceptar la existencia de particularidades raciales, pero provocando cambios de conducta social que permitan igualar las oportunidades de todos los grupos humanos, avanzando en una “mestización no informante ni maniqueísta, sino armonizada y enriquecida por los aportes particulares”, enfatizó el jefe de la II Zona Militar en su disertación en el Salón de Honor de la Casa de la Cultura. 

Por Jorge Hugo Rengel

Digna de relieves la gestión del Dr. Antonio Parra Velasco como Embajador del Ecuador en Venezuela en 1952, en la administración del Presidente Plaza Lasso. Su polémica sobre el Protocolo de Río de Janeiro sostenida con el Ministro peruano, tuvo enorme resonancia en los medios diplomáticos americanos. Puntualizó la necesidad de la revisión de dicho Tratado impuesto por la fuerza. Revisión que debía efectuarse, “por medios pacíficos y jurídicos”, haciendo realidad los principios americanistas de justicia y solidaridad internacionales.

El que fue mi dilecto amigó e ilustre profesor universitario, Dr. José de Rubira Ramos, me conversaba sobre su ex alumno en la Universidad de Guayaquil, Dr. Antonio Parra Velasco, respecto a su impoluta vida privada, a su honroso pasado y en cuanto a su brillante página de servicios al país.

Ahora, a esta altura de la vida del Dr. Parra Velasco, vale, a mi juicio, referirnos a su aventura política de 1960. Un respetable grupo de partidos de centro-izquierda, resolvió intervenir en las elecciones presidenciales con el binomio Dr. Antonio Parra Velasco y Dr. Benjamín Carrión. Estos dos grandes valores de la inteligencia ecuatoriana aceptaron terciar en la campaña electoral, como parte de su servicio al pueblo ecuatoriano. En aquella ocasión el Dr. Parra Velasco, en declaraciones a la prensa expresó que su candidatura presidencial no era propiedad exclusiva de los grupos marxistas, sino de amplios sectores centristas como el Movimiento Federal y el de los Liberales Auténticos. También enfatizó, que su gobierno sería de auténtica inspiración nacionalista y que, en consecuencia, rechazaría toda consigna internacional sea de izquierda o de derecha. Ofreció, de llegar al poder, realizar la Reforma Agraria.

Para muchos observadores de la época, las candidaturas Parra-Carrión fueron provechosas para la democracia ecuatoriana, por haber orientado hacia la buena orilla de las causas justas, a millares de electores que acaso hubieran engrosado filas de candidaturas oportunistas.

Esta la rauda silueta del patricio guayaquileño que es motivo de alto honor, al constituirse la Fundación Patriótica “Doctor Antonio Parra Velasco”, como un reconocimiento de su vida ejemplar y de los servicios prestados: a la juventud como profesor universitario y a la Patria como eminente diplomático y político. En el acta constitutiva se dice que la Fundación Dr. Antonio Parra Velasco, tiene “como objetivo fundamental el estudio y la investigación de la estrategia y la geopolítica del país a fin de propender e impulsar el desarrollo del Ecuador en forma científica y técnica para brindar con ello Paz, Justicia y Bienestar al pueblo ecuatoriano”.

Los promotores de la mencionada Fundación, aclaran de manera expresa en el acta constitutiva que se “destierra de su seno toda intervención política partidista, religiosa o cualquier acto que menoscabe su integridad moral y cívica, dejando sentado en forma que únicamente trabajaremos por el Ecuador grande y soberano, sin mutilaciones territoriales, y por una integración geopolítica y estratégica nacional”.

Mi más efusiva adhesión al homenaje que Guayaquil rinde al eximio patriota y hombre público Dr. Antonio Parra Velasco, al auspiciar la Fundación Patriótica que muy merecidamente lleva su nombre. 

© Copyright 2019 Simon Parra Gil - All Rights Reserved